Hace unos días se produjo el robo de 6,5 millones de claves de la red linkedin. Al parecer hackers rusos se han atribuido el robo masivo de las contraseñas a través de phishing. Los usuarios afectados reciben correos electrónicos haciéndose pasar por linkedin que redirigen su navegacion y se les solicita su contraseña.

Cabe recordar que nunca se deben dar a través de email las contraseñas de ningún sitio al que estemos inscritos, ya sean redes sociales, correos etc… A igual que nunca daremos las claves al banco a través de un correo electrónico tampoco debemos hacerlo con cualquier otra web de la que formemos parte.

Linkedin ha puesto una web a disposición de los usuarios donde se puede realizar la comprobación de su contraseña. Lo recomendable
es que compruebe si ha sido victima de la estafa mediante éste link y cambie la contraseña como medida de seguridad.